Tras más de un año de pandemia, marcado por la evolución de los negocios digitales y los cambios de hábitos de consumo, el empresariado debate en Ámbito sobre los retos que deben enfrentar durante el 2021.

El 2020 fue un año de enormes desafíos para todas las industrias. Tras sortear al primero trimestre de 2021, directivos, emprendedores y empresas revisan en qué áreas profundizar y desarrollar conocimientos y habilidades para potenciar sus negocios. Hoy, más allá de la digitalización, tienen por delante uno de los mayores retos a los que se han enfrentado en las últimas décadas: adaptar la gestión empresarial a la nueva realidad pospandemia.

No solo los productos y servicios que necesitan, sino también experiencias de compra que ayuden a la recurrencia y a la recomendación, donde el cliente esté en el centro.

La implementación de tecnología para generar valor, la oferta de productos sostenibles y de proximidad, métodos de pago seguros, sumar canales de venta online son algunos de los factores que según los expertos impulsarán el desarrollo de los negocios en Argentina y la región. Otro factor indispensable es contar con un equipo de trabajo motivado y capacitado con las habilidades que hoy requiere este entorno dinámico.

Agilidad y flexibilidad en la toma de decisiones

“Hoy, la dinámica de los negocios se volvió vertiginosa y esto seguirá siendo una constante, y para ello se requiere ser muy ágiles y flexibles en la toma de decisiones de manera de gerenciar la compleja situación coyuntural creada por la pandemia y al mismo tiempo trabajar en la construcción de un negocio sólido en el largo plazo”, analiza Carlos Galmarini, Director de Comunicaciones y Asuntos Públicos de Ford Argentina.

“En este sentido, a la transformación por la que venía ya atravesando la industria automotriz hacia una industria de la movilidad, se sumaron los desafíos de la pandemia que han impactado en la demanda y complejizado la disponibilidad y logística de autopartes a nivel global. Aún en este contexto, para 2021 estamos proyectando como industria un importante crecimiento interanual tanto de ventas como de producción y exportaciones en Argentina”, agrega Galmarini.

“Actualmente, los volúmenes de producción en Planta Pacheco son 30% mayores a los de prepandemia para lo cual a finales del 2020 incorporamos 320 nuevos colaboradores y, recientemente, a finales de abril 2021 sumamos otros 256 nuevos colaboradores. En 2021 estamos también trabajando en la implementación del proyecto de inversión de u$s580 millones para producir la próxima generación de Ranger en el 2023”, concluye el ejecutivo de Ford.

Cómo mejorar la bancarización

En el sector de la banca, Juan Cerruti, economista jefe de Santander, considera “muy importante que tanto sector público como sector privado articulen políticas que permitan incrementar la bancarización y reducir el costo del financiamiento. Un marco macroeconómico consistente y sustentable sin dudas sería la condición necesaria. Porque implicaría menor necesidad de emisión y menor inflación; consolidando la moneda local como medio de pago y reserva de valor aún para períodos de tiempo más largo. Recuperar eso es recuperar el ahorro, el crédito, la inversión y por lo tanto estimular el crecimiento y el desarrollo de largo plazo”.

“En definitiva, todas las políticas que estimulen el ahorro formal en el sistema financiero, implican mayor ‘materia prima’ para otorgar créditos a pymes, empresas y familias, a un costo menor. También es importante disminuir la carga tributaria sobre la industria financiera, ya que ésta se ha incrementado sensiblemente y ello se traslada al costo financiero que deben afrontar las personas y empresas”, analiza Cerruti.

Para el economista, “es importante evitar la dicotomía entre ‘sector productivo’ y sistema financiero. Son las dos caras de la misma moneda. Ningún país industrializado se ha desarrollado sin un sistema financiero fuerte y grande que lo financie e impulse. Y ningún sistema financiero puede prosperar sin empresas y familias, industrias que generan trabajo y pagan salarios, y depositan sus ahorros allí. Ambos deben crecer de la mano. Además, es clave avanzar en una bancarización que incluya programas ambiciosos de inclusión financiera, para que la población más vulnerable tenga acceso a los servicios, beneficios y descuentos que tienen todos los clientes bancarios. En materia de regulación financiera, aunque se ha hecho bastante, todavía se puede continuar trabajando para levantar barreras que permitan al sistema financiero llegar más rápido y de manera más sencilla a los no bancarizados”, fundamenta.

Con respecto al crédito, en un entorno aún complejo por la pandemia, “tenemos expectativas de consolidar una recuperación del crédito este año, impulsando el financiamiento a empresas y familias para alcanzar sus proyectos. En algunos sectores esperamos mayor demanda de préstamos, como el sector agropecuario, construcción, consumo y préstamos prendarios. Cuanto se incremente la demanda de créditos dependerá finalmente en buena parte de la performance de la economía en general. Pero Santander está listo para contribuir a la recuperación de todos los sectores”, finaliza Cerruti.

Presencia online, una necesidad

Durante la pandemia, los negocios de venta al público han tenido que reinventarse sobre la marcha para no cerrar sus puertas, entre esos cambios sumar la presencia online fue uno de los caminos necesarios. Así, combinar el canal online con el físico ofrece enormes ventajas, ya que permite crear múltiples combinaciones de venta según cada necesidad. Las opciones son ilimitadas y cada negocio puede configurar su propia estrategia multicanal.

Sumar presencia online no significa solamente tener una tienda online, sino revisar qué otras opciones a través de Internet pueden generar demanda a los productos o servicios. Según Alan Soria, Marketing de e.tres, es clave que la estrategia del ecommerce tenga un objetivo bien definido en todos los canales incluyendo las redes sociales, ya que son herramientas que se potencian entre sí. El vocero explica que cuando las redes sociales son utilizadas como herramienta conversacional con los clientes, pueden convertirse en la tercera o cuarta fuente de tráfico de un ecommerce y una gran fuente de conversión. Señala a su vez que aún muchas marcas tienen miedo de postear o subir stories de promociones de su ecommerce, porque continúan pensando el negocio de forma “multichannel”, es decir que cada canal tiene su cliente y su propósito, sin darse cuenta que el cliente es uno y que está en el centro, usando todos los puntos de contacto de la marca.

Logística y pagos seguros

La logística se ha convertido en un eslabón fundamental a la hora de realizar una compra online, ya que la misma culmina cuando el comprador se encuentra con su compra. Alejo R. Puentes García, Jefe de Desarrollo Comercial de HOP, sostiene que la logística tiene que centrarse más en el consumidor y entender que el verdadero valor está en poder utilizar a la tecnología como herramienta de transformación logística, para darle una mejor experiencia al usuario y para también dar una mejor experiencia en el proceso, siempre pensando en algo que sea más sustentable. “El verdadero valor está en darle algo más, algo distinto, algo que integre al consumidor/usuario con la realidad que lo atraviesa: desde una mejora de costos, mayor flexibilidad para acceder a un producto pero también debe ser retributiva con impacto social económico y ecológico”, concluye Puentes García.

Por otra parte, los pagos seguros son una demanda de la sociedad tanto para la compra física como online. Hoy se puede acudir a una tienda y realizar un pago a través de un punto digital, con whatsapp, código QR, app de pago entre otras opciones, sin utilizar efectivo. Según Valeria Rodríguez, Directora para Lyra Argentina, este año tiene una doble misión en cuanto a medios de pagos digitales. Por un lado, avanzar en la implementación de estándares de seguridad pospuestos el año pasado por la industria argentina por la pandemia; y por otro lado, los comercios deben avanzar en la aceptación e incorporación de nuevas tecnologías contactless del tipo tap to phone aumentando los niveles de seguridad e inmediatez.

Publicidad digital para impulsar ventas

La publicidad basada en lo que sabemos de nuestros clientes y potenciales clientes será la clave de los negocios. Es importante analizar la información para afinar las estrategias y la inversión para “vender más” e invertir lo justo. También es importante diferenciar el rol de la publicidad en nuestra estrategia comercial, según Alberto Pardo, CEO y Fundador de Adsmovil, las marcas que cuentan con una tienda online tienen que balancear entre las estrategias que se hacen de cara al ecommerce para upper funnel o para la parte de branding, con el fin de generar la consideración necesaria y se vengan las transacciones. El vocero también considera que el video es fundamental para las categorías que históricamente han hecho una presencia importante en televisión, y la alternativa es pasarse al vídeo online. A su vez en todo lo que es Gaming está la megaoportunidad que tiene las marcas de conectarse con billones de personas que hoy en día juegan con formatos. Otras tendencias que deberán explorar las empresas este año son publicidad nativa, retail media, Connected TV y Shoppable Ads, todas con fuerte foco en incrementar la conversión.

El impacto en los recursos humanos

Desde la mirada de la industria de los recursos humanos, “el mayor desafío para el 2021 tiene que ver con que las empresas sean capaces de generar las condiciones para la creación de mayores oportunidades de empleo privado, formal y registrado, dentro de los parámetros que impone la ‘nueva normalidad’, así como también la lucha contra el trabajo en negro que sigue acrecentándose”, explica Andrea Ávila, CEO de Randstad para Argentina y Uruguay.

El coronavirus sacudió fuertemente al mercado del trabajo, muchas personas perdieron sus empleos o cayeron en una situación de precarización laboral. “Con el transcurso de los meses, las industrias lentamente se van reactivando, van surgiendo nuevas necesidades y se espera una gradual recomposición del mercado del trabajo para los meses venideros. Por otra parte, el avance de la economía digital ya venía planteando desafíos para todos por la corta vida útil de los conocimientos y las habilidades laborales”, continúa Ávila y sigue: “La pandemia ha sido un acelerador de estos cambios, impulsando la transformación tecnológica de aquellas empresas que venían más rezagadas en esta materia y agudizando las desigualdades entre los trabajadores. La crisis sanitaria montó un escenario extraordinario, donde resulta indispensable el reskilling y upskilling para mantener la empleabilidad. Y esta condición se agudiza más en los sectores más vulnerables de la sociedad, aumentando la necesidad de una articulación público-privada para la creación de programas tendientes a favorecer la inclusión y el desarrollo de habilidades con el objetivo de alcanzar la igualdad de oportunidades”.

Inclusión laboral y talento

El trabajo remoto trajo consigo muchas oportunidades y grandes desafíos. El mundo laboral se vio atravesado por la tecnología y tanto las empresas como los profesionales debieron adaptarse rápidamente a estos cambios.

Gabriel Pablo Marcolongo, Ceo de Incluyeme.com, afirma que al momento de contratar personas con discapacidad y que trabajen de forma remota, la única consideración que tienen que tener las empresas es tratar de entender cómo están sus herramientas de accesibilidad digital. Y agrega “que si algo probó la pandemia es que podés trabajar desde cualquier lugar del mundo, siempre y cuando tengas la posibilidad de que tus talentos puedan acceder a un mercado global, es decir si tus oficios o tu conocimiento pueden utilizarse, pueden brindarse vía una computadora y una conexión internet, no importa mucho donde estés basado. Y si contás con las herramientas de accesibilidad correctas, tu cliente es el mundo básicamente. Hoy, dónde tenés que enfocarte como organización es entender la accesibilidad de tus sistemas.

La reinvención del mercado asegurador

“Entiendo que el mercado asegurador estará alineado a la incipiente recuperación de la economía en términos generales. Pero para apalancar aún más el crecimiento debemos innovar en la oferta de productos, generar nuevas modalidades de seguros, adaptarnos a la demanda a través de productos más personalizados y disruptivos, ofrecer más servicios y estar muy atentos a las necesidades del asegurado”, considera Gabriel Bussola, Presidente de Libra Seguros.

La digitalización en el mercado asegurador también ha sido de gran valor para la mejora en términos de agilidad y eficiencia de la gestión y procesos. “Favoreciendo la contratación online para un determinado perfil de clientes, desde Libra entendemos que el asesoramiento y la atención de un Productor es irreemplazable, es por ello, que cada póliza contratada digitalmente es derivada a un Productor de Seguros”, expone Bussola.

La conectividad, un eslabón clave

Los países del mundo están involucrados en una carrera por el ancho de banda. Uno de los índices de la industria, el SpeedTest Global Index, informa que la Argentina está 74 en el mundo, con una velocidad promedio de bajada de 49,64 MBps, mientras el país con mayor velocidad promedio, Singapur, posee 234,40 MBps. “Acercarnos más a Singapur y menos de Costa de Marfil en este ranking implica que Argentina logre generar las condiciones de previsibilidad, de incentivos y reglas claras que impulsen la inversión del sector privado para llevar la fibra óptica al 87,5% de los hogares que hoy no tiene acceso a esa tecnología”, opina Horacio Martínez, CEO de Silica Networks.

“El mundo se adaptó a la pandemia sobre la marcha con dos herramientas esenciales: las vacunas para erradicarla y la conectividad para sobrevivirla. El teletrabajo, las clases remotas, los cursos y conferencias a distancia, incluso la labor legislativa y la gestión de gobierno se volcaron a la virtualidad. El 2020 quedará como el año de la transformación digital acelerada y sin anestesia, y eso puso a empresas como la nuestra en la primera línea de batalla, simplemente porque es imposible la transformación digital sin una buena conectividad. Esa conectividad depende hoy del despliegue masivo y acelerado de redes de fibra óptica al hogar (FTTH), una asignatura en la que estamos retrasados respecto a los países de la región. Apenas el 12,5% del total de conexiones fijas en hogares es por fibra óptica, la única tecnología que puede sustentar el creciente ancho de banda que demandan los usuarios de los hogares”, concluye Martínez.

Fuente: Ámbito